Inicio >Cultura> Religión

Concepto de Religión


La religión engloba las creencias, sistemas culturales y maneras de ver al mundo. No todo lo que conocemos como religión es considerada una religión propiamente dicha. La palabra religión es utilizada muchas veces para nominar la Fe como un sistema de creencias.

Etimológicamente, la palabra religión proviene del árabe religare o re-legere, que tiene muchos significados que siguen siendo, con el tiempo, motivo de debate. Según la sociología, por ejemplo, la religión es un sistema de creencias compartidas, es decir, que tienen prácticas asociadas a éstas y giran en torno de la naturaleza de lo que configura el destino de los seres humanos.

En cambio, la antropología define la religión como un sistema de símbolos que mantiene las motivaciones en el hombre, mediante nociones de alguien que ordena la existencia y que reviste estas existencias de un realismo único.

Teniendo en cuenta estas acepciones, es complejo decidir cuál definición representa mejor el término religión, pero, sin embargo, el término utilizado por la antropología es el más destacado, debido a que involucra elementos como culturas ancestrales, mitología, fe, instituciones, tradiciones, ritos, liturgias (movimientos organizados en pos de los credos), oraciones y plegarias.

Las grandes divisiones en la religión

Debido a las diferencias antes expuestas, es complejo dividirlas, pero intentaremos clasificarlas, según algunas características.

Por concepto teológico, la religión se divide en religiones teístas, que conciben sus creencias en torno a una o más deidades.

  • Dentro de ellas, podemos encontrar las religiones monoteístas, que afirman la existencia de un solo Dios, que generalmente se considera el creador del universo. Las más famosas religiones monoteístas son el cristianismo, el judaísmo y el islamismo.
  • En contraposición, tenemos las religiones politeístas, quienes aseguran y basan su fe en diversos dioses que, por lo general, cumplen con una jerarquía que se puede observar claramente en el hinduismo, así como también en las grandes religiones de la antigüedad humana, como la griega, la romana y la egipcia, por ejemplo.
Religión

(La religión ocupa un lugar muy importante en el mundo.)

Cabe destacar que, dentro de las religiones teístas, también se encuentra el término henoteísta, que incluye la creencia de un Dios universal, pero también acepta otras deidades menores, como sucedía en la antigüedad con las creencias egipcias en el dios Akenatón.

A su vez, también existen religiones no teístas, como el budismo y el taoísmo, que no aceptan la existencia de dioses absolutos o creadores del Universo. Estas formas o deidades son utilizadas, dentro de estas religiones, para explicar estados naturales o de la mente.

En el caso del panteísmo, tanto Dios, como la naturaleza y el universo son equivalentes y al hablar de uno, hablamos de todos.

Las distintas revelaciones en las religiones

La forma en que se revelaron las distintas religiones suele ser motivo de debate hasta en los tiempos que corren, debido a que, de esta manera, algunas religiones suelen ser llamadas religiones propiamente dichas y otras, sectas.

Dentro de las religiones reveladas, podremos encontrar aquellas cuyos fundamentos se basan en una Verdad con mayúsculas, revelada sobrenaturalmente por una deidad y que indica, también sobrenaturalmente, dogmas incuestionables y modelos a seguir dentro de los ritos y la vida cotidiana espiritual.

En cambio, las religiones no reveladas encuentran sus fundamentos en sistemas más elaborados de organización, en cuanto a deidades, por ejemplo, reconociendo la existencia de espíritus de la naturaleza. Esto sucede sin un mensaje o alguna forma de él enviado por sus deidades o emisarios de ellos (profetas, enviados, elegidos).

Las principales religiones del mundo

Hoy en día el mundo necesita creer. A diario nos enfrentamos con cosas que no podemos explicar racionalmente y los llamamos de la manera en que nuestras tradiciones nos lo enseñan. Y hay veces en que nuestras explicaciones no bastan y allí precisamente nos encontramos con las religiones, que funcionan de acuerdo a nuestras necesidades, incluyendo la resolución de ciertos interrogantes existentes por medio de la fe y los fenómenos religiosos.

El Budismo fue fundado en el siglo V a.C., por Buda. En la actualidad, está extendida por toda la geografía de la tierra, aunque sus países con menos fieles son los originarios de África. El Hinduismo, originado en la India, une distintas creencias que giran en torno de las enseñanzas de las Escrituras Hinduistas, que datan de mil años antes de Cristo.

El Islam, basado en las enseñanzas del Corán, cree en Mahoma, el profeta. Establece como máxima que “Alá es el único Dios y Mahoma el último mensajero de Alá”.  Basa sus creencias en cinco mandamientos o pilares que son fundamentales para los creyentes del Islam.

El Judaísmo está basado en las enseñanzas de la Torá -el Antiguo Testamento de los Católicos- y el Talmud. Ocupa la región de Israel, aunque hay judíos por todo el mundo y, dependiendo de las ramas que la componen, reciben diferentes nombres: maserti (creen en la importancia del movimiento sionista dentro del judaísmo y son la rama conservadora de él); haredi (línea más teológica y ortodoxa del judaísmo); reformistas, la rama más liberal del judaísmo; y el judaísmo secular, independiente de las organizaciones.

El Cristianismo también está presente en casi todo el mundo y sigue las enseñanzas de la Biblia, centrándose en la figura de la vida de Jesús. Salvando el norte de África y gran parte de Asia, lugares en los que no está presente casi en lo absoluto. Está formado por diferentes ramas que, si bien confluyen en la división de Cristianismo, son llamadas de diferentes maneras que, generalmente, se relacionan de un modo u otro. Por ejemplo, la Iglesia Católica y la Iglesia oriental católica responden al mismo Papa -y ha sido así desde el comienzo de los Papados-, pero mantienen ritos independientes. La Iglesia Ortodoxa nació, originalmente, en Europa y Asia, y principalmente se halla en las regiones de Rusia, Grecia y una gran parte de Europa del Este. La Iglesia Anglicana surgió de una rama creada por Enrique VIII y se considera a sí misma como un punto medio entre el catolicismo y el protestantismo.

El Protestantismo nació como una reforma, propuesta por Martín Lutero, un sacerdote, quien luego rechazaría la autoridad Papal, creando así el Luteranismo. En contraposición, pero también formando el cristianismo, las Iglesias Adventistas o derivadas forman parte de una familia de iglesias que, de manera conservadora y literal, llegan a sus fieles, mayoritariamente norteamericanos, explicando el mensaje de la segunda llegada, inminente, de Cristo.


Conceptos Relacionados:

Derechos Reservados

© Se permite la total o parcial reproducción del contenido, siempre y cuando se reconozca y se enlace a este artículo como la fuente de información utilizada.