Revolución

Te explicamos qué es una revolución y los conceptos que la definen. Además, los tipos de revoluciones que existen y algunos ejemplos.

En la Revolución rusa de 1917, el movimiento obrero popular tomó el poder.

¿Qué es una revolución?

“Revolución” es un término que se utiliza en las ciencias sociales para hablar de un proceso político, económico y social que genera cambios estructurales en una sociedad. La revolución puede ser un proceso de corta, mediana o larga duración. Lo fundamental es que genera una transformación permanente en uno o varios aspectos de la sociedad en cuestión.

El término proviene del latín revolutio (“dar una vuelta”) y se ha aplicado para abordar cuestiones muy distintas de la historia de la humanidad.

Por ejemplo, el término “Revolución francesa” describe un cambio político abrupto, marcado por la violencia y la espontaneidad de las acciones que llevaron a cabo los diferentes actores sociales. Fue un proceso de corta duración y puede identificarse de manera clara con un inicio (la toma de la Bastilla en 1789) y un final (la declaración de Napoleón en 1799).

En cambio, el concepto de “Revolución neolítica” alude a la transformación de una economía de subsistencia (basada en la caza y la recolección) en una economía productiva (basada en la ganadería y la agricultura). En este caso, se trató de un proceso de larga duración, que abarcó miles de años, entre el 10000 y el 7000 a. C.

Ver además: Acontecimiento

Conceptos que definen una revolución

Los historiadores y otros especialistas de las ciencias sociales utilizan algunos conceptos fundamentales cuando analizan procesos revolucionarios. Entre ellos, pueden destacarse las nociones de cambios y permanencias, los conceptos de causas y consecuencias, y la identificación de actores sociales.

  • Cambios y permanencias. Cuando se analiza una revolución, es importante identificar cuáles son los elementos que existían antes y fueron eliminados con la revolución, cuáles son los elementos que se introdujeron en el proceso revolucionario y cuáles son aquellos que perduraron y sobrevivieron a las transformaciones.
  • Causas y consecuencias. Por lo general, cuando se estudian los procesos revolucionarios, se busca identificar cuáles fueron los motivos que llevaron a que se desencadenaran los cambios. En la mayoría de los casos, las causas son múltiples y están vinculadas entre sí. Por otro lado, las transformaciones de una revolución suelen tener consecuencias a corto, mediano o largo plazo, que se desprenden de los nuevos elementos que se introdujeron en el sistema analizado.
  • Actores sociales. Los especialistas suelen identificar a los diferentes tipos de actores sociales que se involucran en el proceso revolucionario. A veces se trata de personajes individuales que resaltan por su accionar particular, sus obras o sus ideas, pero también identifican a las asociaciones políticas, los sectores económicos o los grupos sociales que se ven afectados. En este sentido, suele ser fundamental comprender qué actores sociales se vieron beneficiados o perjudicados por las transformaciones revolucionarias.

Ver también: Historia

Tipos de revoluciones

En una revolución industrial surgen nuevas formas de producción y trabajo.

Existen diversos criterios para clasificar las revoluciones. Estas categorías no son excluyentes y muchas veces se utiliza más de una para describir un proceso revolucionario. Algunas de ellas son:

  • Revoluciones políticas. Se refiere a la introducción de cambios en los mecanismos de poder, la administración estatal, las jerarquías de gobierno o la participación política de diferentes sectores sociales. Algunas revoluciones políticas fueron la Revolución francesa (1789), las revoluciones de independencia americanas del siglo XIX y la Primavera de Praga (1968).
  • Revoluciones sociales. Se trata de movimientos que transforman la sociedad a partir de la introducción de nuevas maneras de concebir las relaciones sociales, los principios, los valores o la consolidación de una nueva clase dominante. Por ejemplo, se consideran revoluciones sociales el movimiento por los derechos civiles en Estados Unidos y los movimientos feministas de diferentes partes del mundo.
  • Revoluciones económicas. Se refiere a la introducción de cambios en la forma de producir y las relaciones de producción. Estas revoluciones suelen venir acompañadas de consecuencias que afectan la organización política y social. Algunos ejemplos son la Revolución neolítica (ca. 8000 a. C.), la Revolución rusa (1917) y la Revolución cubana (1953).
  • Revoluciones científicas. Originalmente, el término “Revolución científica” se utilizó para describir el surgimiento de la ciencia moderna en el siglo XV, pero hoy en día se utiliza para describir los momentos en que se incorporan elementos radicales en el paradigma científico.Se trata de cambios que alteran permanentemente lo considerado hasta entonces como una verdad científica. Por ejemplo, la Revolución copernicana, la Revolución darwiniana o la Revolución cuántica.
  • Revoluciones tecnológicas. Este término se suele utilizar para describir la incorporacióna la vida cotidiana de nuevas tecnologías o nuevos artefactos que generan un impacto irreversible en la forma de vida de la gente. Algunas revoluciones tecnológicas fundamentales fueron la incorporación de la electricidad como fuente de energía en las ciudades y el uso de internet en los hogares y espacios de trabajo.
  • Revoluciones industriales. Este es un concepto que se utiliza de manera específica para hablar de las transformaciones políticas, económicas y sociales que atravesaron las diferentes sociedades del mundo como producto de la industrialización. La Primera Revolución Industrial fue entre 1760 y 1840, y la Segunda Revolución Industrial fue entre 1870 y 1914. Hoy en día, se habla de una Tercera Revolución Industrial para describir los cambios producidos entre 1970 y 1980 por la incorporación de tecnología e informática en los procesos de trabajo.

Ejemplos de revoluciones

La Iglesia católica buscó reprimir las ideas de la revolución científica del Renacimiento.

Algunos ejemplos de revoluciones en la historia son los siguientes:

Primera Revolución Industrial

La Primera Revolución Industrial fue el periodo de cambios profundos en la estructura laboral, productiva y económica de Occidente, especialmente de Europa, que se produjo a partir de la incorporación de la mecanización y las máquinas de vapor en los procesos productivos, entre 1760 y 1850. Por la magnitud de sus cambios y consecuencias, se considera que la Primera Revolución Industrial fue una revolución económica, tecnológica y social.

Los cambios que se introdujeron fueron la máquina de vapor, la mecanización del proceso productivo y la aparición de la fábrica como espacio de trabajo. A su vez, la transformación del espacio agrario generó que una gran cantidad de campesinos se mudaran a las ciudades y comenzaran a trabajar como asalariados obreros.

Uno de los principales actores sociales fue la burguesía, que consolidó su poder económico a través de la inversión del capital acumulado en la creación de fábricas, la incorporación de maquinaria y la obtención de un plusvalor. Por otro lado, apareció el proletariado como nueva clase social integrada por trabajadores urbanos asalariados.

La Revolución francesa

La Revolución francesa de 1789 fue una revolución política y social que procuró la caída de la monarquía absolutista de Luis XVI.

Sus principales actores sociales fueron los trabajadores urbanos y campesinos y la clase media profesional educada, guiada por los ideales de la Ilustración.

Los revolucionarios franceses reclamaban la participación política de la ciudadanía, la creación de un orden constitucional y la abolición de los privilegios sociales que tenían la nobleza y el clero.

El proceso revolucionario, iniciado en 1789, atravesó diferentes etapas y terminó con la centralización del poder a manos de Napoleón Bonaparte en 1799. Cuando cayó Napoleón, vino un periodo llamado la Restauración, que buscó de manera inútil eliminar las transformaciones sociales que se habían implementado con la revolución.

Revolución científica del Renacimiento

Entre los siglos XV y XVII, hubo una serie de desarrollos científicos importantes que transformaron la forma en que se entendía el mundo natural y sentaron las bases para la ciencia moderna.

En esa época, los eruditos comenzaron a cuestionar los dogmas tradicionales y establecieron el uso de la razón, la observación y la experimentación como herramientas fundamentales para comprender la naturaleza del mundo.

Entre las principales figuras de esta revolución, estaban Leonardo da Vinci (1452-1519), Nicolás Copérnico (1473-1543), Tycho Brahe (1546-1601), Galileo Galilei (1564-642), Johannes Kelpler (1571-1630) e Isaac Newton (1643-1727).

Cada uno de ellos desarrolló estudios en diferentes ámbitos de conocimiento, como la astronomía, la matemática, la física, la química y la biología. Sus ideas fueron revolucionarias en la época y cambiaron la forma en que la humanidad comprendía el mundo.

Sigue con:

Referencias

  • Stearns, P. (1994). Revolution. Encyclopedia of Social History. Garland Publishing.
  • The Editors of Encyclopaedia Britannica. (2023). Revolution. Encyclopedia Britannica. https://www.britannica.com/
  • Wilczynski, J. (1981). Revolution. An Encyclopedic Dictionary of Marxism, Socialism and Communism. Macmillan Reference Books.

¿Cómo citar?

Citar la fuente original de donde tomamos información sirve para dar crédito a los autores correspondientes y evitar incurrir en plagio. Además, permite a los lectores acceder a las fuentes originales utilizadas en un texto para verificar o ampliar información en caso de que lo necesiten.

Para citar de manera adecuada, recomendamos hacerlo según las normas APA, que es una forma estandarizada internacionalmente y utilizada por instituciones académicas y de investigación de primer nivel.

"Revolución". Autor: Teresa Kiss. De: Argentina. Para: Concepto.de. Disponible en: https://concepto.de/revolucion-2/. Última edición: 15 de abril de 2024. Consultado: 18 julio, 2024

Sobre el autor

Última edición: 15 abril, 2024
Revisado por Teresa Kiss
Profesorado de Enseñanza Media y Superior en Historia (Universidad de Buenos Aires)

¿Te fue útil esta información?

No

    ¡Genial! Gracias por visitarnos :)