Concepto de
Recursos de una Empresa

Te explicamos qué y cuáles son los recursos de una empresa y las características de cada uno: humanos, financieros, materiales y técnicos.

recursos de una empresa
Los recursos de una empresa incluyen desde sus conocimientos hasta su maquinaria.
  1. ¿Cuáles son los recursos de una empresa?

Las organizaciones y empresas, así como los individuos, cuentan con un conjunto limitado de recursos con los que llevar adelante sus operaciones, o lo que es lo mismo, con los que conseguir sus objetivos a corto y largo plazo.

La mayoría de dichos recursos forman parte de su patrimonio, es decir, le pertenecen a ella, o al menos están puestos a su servicio. Por ende una buena administración de los mismos se traducirá en mejores o peores resultados.

Los recursos de una empresa son los distintos elementos que intervienen en la cadena productiva. Su presencia es indispensable para garantizar la obtención de un producto, o sea, para garantizar la perpetuidad del circuito económico de la empresa.

Algunos intervienen directamente en el proceso, o sea, sirven para transformar la materia prima en bienes procesados. Otros sirven para garantizar el suministro de la misma o para eventualmente permitir la modernización de otros recursos, manteniendo así a la empresa al día.

Aunque más adelante los detallaremos en sus áreas respectivas y específicas, los recursos de una empresa se clasifican, de entrada, en dos tipos:

  • Recursos tangibles, aquellos que pueden tocarse, acumularse, almacenarse y desplazarse, o sea, que son concretos y físicos, como es el caso de la maquinaria o el dinero.
  • Recursos intangibles, aquellos que no pueden tocarse, dado que no son físicos ni concretos, pero que no por eso son menos valiosos, como es el caso de la información, el talento humano o el llamado know-how (saber hacer las cosas del mejor modo posible).

Puede servirte: Gestión en administración

  1. Recursos humanos

recursos de una empresa recursos humanos empleados
Los empleados pueden intervenir en la producción o realizar otras tareas.

El principal y más crucial recurso de cualquier organización son sus trabajadores, es decir, sus empleados humanos, a lo largo de sus distintos puestos, cargos y sectores dentro de la empresa. Son ellos quienes se encargan de ejecutar, controlar y supervisar la producción, incluso en ámbitos altamente automatizados.

Obviamente, son el único recurso de la empresa que no le pertenece, ni forma parte de su patrimonio, sino que constituyen su fuerza de trabajo a cambio de una remuneración salarial, o sea, algo así como un arriendo de la capacidad de trabajo.

Los recursos humanos pueden tener más o menos grado de especialización, y pueden dedicarse al proceso productivo per se, o bien a las labores administrativas y de control, que garantizan la perpetuidad del mismo.

Al mismo tiempo, sus talentos y capacidades forman un bien intangible de la empresa, que pueden mejorarse a través de diversos procesos de formación, como los estudios o la acumulación de experiencia. De hecho, mientras mayores conocimientos y experiencias acumule un trabajador, mayores serán sus remuneraciones salariales.

Más en: Recursos humanos

  1. Recursos financieros

Se entiende por recursos financieros a los recursos capitales, o sea, a la cantidad de dinero habida en el patrimonio empresarial, incluyendo el conjunto de sus bienes liquidables, así como su capacidad de endeudamiento o de obtención de capitales por medio de financiación externa. Pueden ser dinero, bonos de deuda, acciones, herramientas crediticias, etc.

Los recursos financieros son clave para poner en marcha al resto de los recursos de la empresa, y constituyen el combustible que mantiene el circuito productivo andando. Por ende, su correcta gestión es clave para el beneficio de la organización.

  1. Recursos materiales

recursos de una empresa recursos materiales mercaderia instalaciones
Los recursos materiales incluyen mobiliario, herramientas, mercadería, etc.

Los recursos materiales son el conjunto de los bienes tangibles que forman parte del patrimonio de la empresa, sean muebles o inmuebles (o sea, puedan o no cambiar de lugar).

En ello se incluyen las propiedades inmobiliarias, la maquinaria toda (máquinas, computadores, etc.), las herramientas de trabajo, los vehículos y también el total del stock o almacén de las materias primas y de los productos ya elaborados.

Este tipo de recursos sostienen materialmente el proceso productivo. En algunos casos le permiten determinados márgenes de efectividad, rapidez o precisión, ya que no es lo mismo fabricar un producto con herramientas que sin ellas.

  1. Recursos técnicos o tecnológicos

En este caso nos referiremos a los sistemas, procesos y saberes que permiten a la organización llevar a cabo el proceso de producción, o al menos llevarlo a cabo de una manera determinada (pues no es lo mismo saber lo que se hace, que improvisar).

Los recursos tecnológicos pueden ser tangibles o intangibles, ya que abarcan desde las herramientas físicas hasta los sistemas informáticos, los saberes que maneja la empresa (como fórmulas secretas de productos), e incluso las herramientas de telecomunicaciones e información que estén al servicio de la misma.

De este tipo de recursos no suele depender directamente la producción, pero sí suele tener un altísimo impacto en ella, pues brinda mayores márgenes de control y supervisión, de efectividad, de documentación y coordinación, cuando no simplemente mayor conocimiento especializado para innovar y crear nuevos productos a partir de los que ya se sabe hacer.

Sigue con: Áreas funcionales de una empresa

Referencias:

Última edición: 11 de febrero de 2020. Cómo citar: "Recursos de una Empresa". Autor: María Estela Raffino. De: Argentina. Para: Concepto.de. Disponible en: https://concepto.de/recursos-de-una-empresa/. Consultado: 02 de abril de 2020.