Concepto de
Financiamiento

Te explicamos qué es el financiamiento o financiación, qué tipos existen y cuáles son sus fuentes. Además, el financiamiento de una empresa.

financiamiento financiacion
El financiamiento puede ser a corto o largo plazo.
  1. ¿Qué es el financiamiento?

El financiamiento o financiación es el proceso de viabilizar y mantener en marcha un proyecto, negocio o emprendimiento específico, mediante la asignación de recursos capitales (dinero o crédito) para el mismo. Dicho más fácilmente, financiar es asignar recursos capitales a una iniciativa determinada.

El financiamiento es un elemento clave en el éxito de cualquier proyecto o empresa, ya que involucra los recursos que se necesitarán para ponerlo en marcha. Todo proyecto requiere, de una u otra manera, de cierto margen de financiación.

Por ejemplo, en el caso de iniciativas que luego podrán generar su propio financiamiento, se trata del empujón inicial que pondrá a andar la rueda productiva. En otros casos es el sostén de una iniciativa que, de otro modo, no podría alcanzar sus objetivos, como puede ser una investigación científica, por ejemplo.

Generalmente, los asuntos vinculados al financiamiento son de interés para los departamentos financieros y de contabilidad de las empresas, o bien de la administración de proyectos de otra naturaleza. Dependiendo de su modo de financiarse, un emprendimiento dispondrá de mayores o menores libertades, y mayor o menor tiempo para alcanzar las metas propuestas inicialmente.

Puede servirte: Planeación financiera

  1. Tipos de financiamiento

Existen muchos tipos de financiamiento, y muchas formas de acceder a ellos. En principio, distinguiremos entre dos formas de financiamiento según quién provee el dinero solicitado:

  • Financiamiento propio o interno. Aquel que proviene de los mismos participantes en el proyecto o empresa, es decir, del interior de la organización: de sus inversores, dueños o accionistas, o bien del fruto de sus propias ganancias o actividades lucrativas.
  • Financiamiento de terceros o externo. Aquel que proviene de entidades foráneas al proyecto o la empresa, es decir, que es asignado por otras empresas, particulares o instituciones y que a menudo requiere de cierto tipo de validación, contraprestación o endeudamiento.

Otra forma posible de clasificar el financiamiento es según el tiempo que dura el mismo, de la siguiente manera:

  • Financiamiento a corto plazo. Cuando es fruto de arreglos que esperan recibir resultados (dividendos, hallazgos o la devolución del dinero) en plazos breves (menos de un año).
  • Financiamiento a largo plazo. Cuando es fruto de arreglos que no esperan resultados a corto plazo, sino en lapsos mayores (superiores a un año), o incluso no existe obligación de devolución, sino que son aportes desinteresados para sostener la iniciativa en el tiempo.
  1. Fuentes de financiamiento

financiamiento financiacion tipos banco prestamo deuda
Los bancos y otras entidades financieras ofrecen préstamos como fuente de financiamiento.

A continuación, detallaremos las principales formas de obtener financiamiento que existen, especialmente aquellas que dependen de terceros (financiamiento externo):

  • Créditos. Son formas de endeudamiento, pagaderos en diversos lapsos de tiempo y con diversos márgenes de interés. Usualmente los otorga una organización financiera (bancos, prestamistas, etc.), aunque también pueden ser otorgados por instituciones públicas, usualmente en términos más benévolos. Las hipotecas, los bonos, los pagarés y las líneas de crédito son ejemplo de ello.
  • Incorporación de inversionistas. Muchas iniciativas pueden hallar financiamiento abriendo su equipo al ingreso de nuevos elementos, ya sean accionistas nuevos (es decir, vendiendo acciones de la empresa) o nuevos patrocinantes (a los que brindar a cambio publicidad o reconocimiento para las labores de responsabilidad social empresarial).
  • Préstamos informales. De naturaleza semejante a los créditos, pero otorgados en términos menos formales, pueden provenir de un amigo, un familiar, un prestamista o algo semejante.
  • Liquidación de bienes o servicios. En caso de que la empresa o el emprendimiento posean bienes que vender o servicios que prestar, puede intentar autofinanciarse mediante la oferta de los mismos, siempre y cuando ello no le impida continuar la existencia, o desnaturalice el proyecto en sí. La venta de espacios publicitarios, por ejemplo, puede ser una vía de autofinanciar un proyecto que tenga exposición masiva.
  1. Financiamiento de una empresa

Las empresas comerciales son iniciativas que suelen requerir constantes inversiones y una administración inteligente de sus fuentes de financiamiento.

Las grandes empresas poseen accionistas, por ejemplo, que son inversores parciales que reciben de los dividendos generados por la empresa una asignación periódica de dinero, dependiendo de cuántas acciones posean. Así, los grandes inversores o accionistas mayoritarios reciben más que los dueños de unas pocas acciones.

Las acciones son cuotas de participación, es decir, una forma de deuda continuada, que le da a los accionistas un mayor o menor derecho a voz y voto en la conducción de la empresa.

En lugar de accionistas, otras empresas operan en base a un capital propio, es decir, del dueño único de la mismo. Pueden optar por refinanciarse, en caso de que sus actividades lucrativas no cubran sus gastos operativos, mediante créditos o préstamos.

Sin embargo, si es necesario estas empresas también pueden decidir abrirse a la inversión de terceros: que otros particulares o bien que otras empresas compren acciones dentro de ella, cediendo así parte de su autonomía a los nuevos socios capitalistas.

Sigue con: Crédito bancario

Referencias:

Última edición: 23 de enero de 2020. Cómo citar: "Financiamiento". Autor: María Estela Raffino. De: Argentina. Para: Concepto.de. Disponible en: https://concepto.de/financiamiento/. Consultado: 31 de mayo de 2020.

Publicidad
Artículos recomendados