Organismos consumidores

Te explicamos qué son los organismos consumidores y cómo se clasifican. Además, algunos ejemplos de estos organismos.

Oso cazando - organismo consumidores
Los organismos consumidores se alimentan de materia orgánica de otros seres vivos.

¿Qué son los organismos consumidores?

Los organismos consumidores, también llamados organismos heterótrofos, son aquellos incapaces de sintetizar sus nutrientes a partir de moléculas inorgánicas y fuentes de energía externas, como lo hacen los autótrofos (a través de la fotosíntesis). Por ende, los consumidores deben alimentarse consumiendo la materia orgánica proveniente de otros seres vivos, para obtener energía de su digestión y descomposición.

De esta manera, al estudiar las relaciones tróficas de un ecosistema, pueden distinguirse entre los organismos productores (autótrofos, usualmente plantas y/o algas) y los organismos consumidores, que pueden ser de diverso tipo:

  • Herbívoros. Son organismos que se alimentan de las diferentes partes y subproductos de las plantas y otros seres autótrofos.
  • Carnívoros. Son organismos que se alimentan del cuerpo de otros animales (que pueden ser herbívoros o también carnívoros). De acuerdo a cómo lo hagan, pueden ser:
    • Depredadores. Son animales que dan cacería a otros animales para consumir su carne, acabando con su vida para prolongar la propia.
    • Parásitos. Son animales que se alimentan del cuerpo de otros animales, sin matarlos, aunque causándoles daños en el proceso.
    • Omnívoros. Son animales que se alimentan de cualquier tipo de materia orgánica.
  • Detritívoros. Son organismos que se alimentan de la materia orgánica muerta, o sea, de cadáveres, deyecciones, hojas caídas, etc. Son el departamento de reciclaje de la naturaleza. Un tipo de detritívoro son los carroñeros, que se alimentan de los restos de la cacería que abandonan los depredadores.

Puede servirte: Organismos descomponedores

Consumidores primarios

Consumidor primario - jirafa
Los consumidores primarios sirven de presa al primer nivel de depredadores.

El primer peldaño en una escalera trófica lo ocupan los consumidores primarios, también llamados herbívoros.

Son los que se alimentan de los organismos productores, y constituyen el primer eslabón de consumidores en la cadena de transmisión de materia y energía.

Sirven de presa al primer nivel de depredadores, funcionando como un puente entre los nutrientes que las plantas sintetizan mediante la fotosíntesis, y el resto de los animales comedores de carne.

Consumidores secundarios

Consumidores secundarios - zorro
Los consumidores secundarios son considerados los pequeños carnívoros.

El primer peldaño de depredadores, o sea, de carnívoros, está compuesto generalmente por animales que se alimentan de animales.

En muchos ecosistemas este es el eslabón de los pequeños carnívoros, o también de los animales omnívoros, que se alimentan de todo.

Estos, a su vez, sirven de transmisión de los nutrientes y la materia hacia un peldaño superior de depredadores, que se alimentan de la carne de los depredadores más pequeños, como hace un pez más grande con un pez mediano.

Consumidores terciarios

Consumidores terciarios - búho
Los consumidores terciarios tienen una dieta estrictamente carnívora.

Los consumidores terciarios son, a menudo, el final de la cadena trófica, y se les conoce como predadores, es decir, consumidores que se alimentan de consumidores primarios y secundarios.

Tienen una dieta estrictamente carnívora, lo que mantiene a raya el crecimiento de estas poblaciones. En esta categoría están las serpientes, los halcones, los búhos, las ballenas orcas, los perros salvajes.

Consumidores cuaternarios

Consumidores cuaternarios - tigre
Los consumidores cuaternarios ocupan la posición final de las pirámides tróficas.

Dependiendo del ecosistema, puede haber consumidores cuaternarios: criaturas que se alimentan de los consumidores terciarios, y que ocupan la posición final (el tope) de cualquier forma de pirámide trófica, o sea, los consumidores finales o depredadores absolutos.

Los grandes felinos africanos, los cánidos, las aves de presa, los tiburones y otras formas animales particularmente voraces. El ser humano está entre ellos, ya que no tenemos ningún tipo de depredador natural (excepto, quizá, nosotros mismos).

Ejemplos de organismos consumidores

Algunos ejemplos sencillos de organismos consumidores son:

  • Consumidores primarios. Las jirafas, los conejos, las ardillas, las orugas, las vacas, los rinocerontes, las cabras, las aves herbívoras, el zooplancton.
  • Consumidores secundarios. Los zorros, las arañas, las mantis religiosas, las zarigüeyas, las focas y las serpientes cazadoras de poco tamaño.
  • Consumidores terciarios. Las serpientes anaconda, los halcones, los búhos, las ballenas orcas, los perros salvajes.
  • Consumidores cuaternarios. Los osos polares, los leones, las águilas, los tigres, los tiburones, los cocodrilos, el ser humano.

Sigue con: Cadenas alimenticias

Referencias

¿Cómo citar?

"Organismos consumidores". Autor: Equipo editorial, Etecé. De: Argentina. Para: Concepto.de. Disponible en: https://concepto.de/organismos-consumidores/. Última edición: 29 de diciembre de 2021. Consultado: 14 de abril de 2024

Sobre el autor

Última edición: 29 diciembre, 2021

¿Te fue útil esta información?

No

    ¡Genial! Gracias por visitarnos :)