Marco metodológico

Te explicamos qué es el marco metodológico y qué aspectos de la investigación aborda. Además, te contamos cómo elaborarlo.

Una investigadora define el marco metodológico para su investigación.
El marco metodológico debe detallar el modo en que la investigación será ejecutada.

¿Qué es el marco metodológico?

El marco metodológico es un apartado de los proyectos de investigación en el que se detallan los métodos de análisis empleados para abordar el objeto de estudio. Dicho de otro modo, en este apartado se explica cuáles fueron los procedimientos de investigación aplicados y de qué manera fueron escogidos entre los diferentes abordajes metodológicos que existen.

La metodología aplicada juega un papel fundamental en la investigación, ya que dependiendo de cómo se plantee el camino hacia la respuesta de las preguntas del proyecto, pueden variar significativamente los resultados obtenidos. Es por esto que, junto al marco teórico y al marco conceptual, el marco metodológico es una de las partes esenciales de todo proyecto investigativo.

En el marco metodológico se deben detallar los procedimientos, herramientas, técnicas y mecanismos empleados en la investigación. Por lo tanto, el marco metodológico de una investigación puede ser muy distinto al de otra, especialmente cuando se trata de enfoques de investigación diferentes. A grandes rasgos, sin embargo, de un marco metodológico se espera que aborde los siguientes aspectos:

Tipo de investigación. Las investigaciones no solo difieren entre sí por el tema estudiado, sino también por la manera en que lo definen y se proponen el estudio. En ese sentido, las investigaciones se distinguen de acuerdo a su objetivo fundamental, de la siguiente manera:

  • Investigación exploratoria, cuando abordan un tema relativamente nuevo o desatendido, sin muchos antecedentes.
  • Investigación descriptiva, cuando se dedican a medir y comprender un fenómeno de la realidad circundante.
  • Investigación correlacional, cuando se proponen comprender la relación que existe entre dos fenómenos conocidos.
  • Investigación explicativa, cuando aspiran a comprender un fenómeno de causa y efecto dentro de la realidad conocida.

Diseño de investigación. Un mismo objetivo de investigación puede obtenerse de maneras diferentes, que dependen de los procedimientos elegidos, es decir, de la lógica que guiará la investigación hacia sus resultados. A esto se le denomina diseño de investigación y puede ser de distintos tipos:

  • Diseño documental, cuando se centra en la información documental, o sea, en la revisión y el análisis de documentos y escritos.
  • Diseño de campo, cuando se dedica a recopilar datos directamente en el espacio real, a la manera de un observador imparcial que observa el fenómeno directamente.
  • Diseño experimental, cuando se dedica a reproducir en un ambiente controlado (como un laboratorio) un fenómeno real que se desea estudiar y comprender, controlando las variables según sea necesario.

Enfoque de la investigación. De manera similar al diseño de la investigación, el enfoque investigativo tiene que ver con el método de estudio que se aplicará al fenómeno estudiado y que determinará los resultados obtenidos. Existen dos categorías importantes en este sentido:

  • Enfoque cuantitativo, centrado en la medición, la explicación y la búsqueda de patrones generales, y aquellas conclusiones que se pueden expresar de manera exacta. Este diseño es generalmente usado en investigaciones de tipo descriptivo, explicativo y correlativo.
  • Enfoque cualitativo, centrado en la comprensión de los fenómenos no expresables con exactitud, sino a manera de tendencias y probabilidades que reflejan el sentido de las acciones humanas. Para ello, se presta atención al lenguaje y la vida social, asuntos de interés particular para las ciencias sociales.

Muestra o población de estudio. Se refiere al conjunto de los elementos a estudiar, el cual debe ser representativo de la realidad a la que pertenece. Este aspecto es de particular interés para las investigaciones de tipo descriptivo, correlacional y explicativo, y en las que se emplean encuestas y métodos estadísticos.

El marco metodológico, en resumen, debe detallar el modo en que la investigación está concebida y, posteriormente, ejecutada. Debe dejar en claro cuáles serán los procedimientos investigativos y cómo se obtendrán e interpretarán los resultados.

Puede servirte: Marco de referencia

¿Cómo elaborar un marco metodológico?

Dado que el marco metodológico depende en buena medida del tipo de proyecto de investigación, los pasos a seguir para su elaboración pueden variar mucho de un proyecto a otro. Aun así, una serie de pasos generales para completar un marco metodológico debe incluir lo siguiente:

  • Definir el tipo de investigación. El paso inicial en el marco metodológico es comprender qué tipo de investigación está planteada. Para esto es vital una amplia revisión de los antecedentes del tema, o sea, de las investigaciones previas. La idea es tener lo más claro posible el objetivo de la investigación y el tipo de abordaje que requiere.
    Por ejemplo, si el objeto de investigación consiste en comprender un fenómeno social que se produce en la comunidad, el tipo de investigación apropiado será el descriptivo. Mientras que si el propósito es cotejar dicho fenómeno con otros previamente descritos, el tipo de investigación apropiado será el correlacional. En cambio, si este fenómeno social ocurrió en la antigüedad y se estudiará a partir de los registros de época, se está en presencia de una investigación documental.
  • Dar con el enfoque de estudio. Una vez comprendido cuál es el tipo de investigación, el siguiente paso es dar con el enfoque de estudio apropiado, es decir, con la perspectiva que se ajuste al tipo de datos que se espera obtener. Un enfoque cuantitativo arrojará datos cuantificables, o sea, expresables numéricamente, que sirven para expresar la proporción de las cosas estudiadas; mientras que un enfoque cualitativo arrojará datos relacionados con la razón y el motivo de las cosas estudiadas.
    Así, si el fenómeno social a estudiar puede expresarse simplemente en términos de proporciones (número total de fallecidos por una enfermedad, por ejemplo), el enfoque será el cuantitativo. En cambio, si se desea analizar un cambio de patrón en la conducta social (un cambio en los patrones de consumo cultural, por ejemplo), conviene un enfoque cualitativo que recopile las razones y los motivos de la gente.
  • Definir las técnicas de investigación. A medida que se tiene una mayor comprensión del modelo de investigación que se requiere, es posible elegir entre las técnicas de recopilación de datos, o sea, detallar cómo se obtendrá la información que sustenta el estudio: ¿Se emplearán encuestas? ¿Entrevistas? ¿Experimentos? ¿Observación de campo?
    Por ejemplo, si el fenómeno se estudiará desde una perspectiva cualitativa, a través de encuestas que permitan conocer cómo piensa el público consumidor, este será el apartado en el que detallar dichas encuestas, explicar el modelo de encuesta que se usará y precisar sus virtudes y sus limitaciones.
  • Definir el modelo de análisis de datos. El último paso para el marco metodológico pasa por explicar qué se hará con los datos una vez que se hayan obtenido. Es decir, de qué manera se procesarán y comprenderán.
    Así, por ejemplo, el estudio comparativo entre dos fenómenos sociales podrá centrarse en un aspecto significativo de los datos obtenidos (por ejemplo, el consumo de cierto tipo específico de productos); o, por el contrario, se puede analizar los datos obtenidos al replicar un fenómeno en el laboratorio en búsqueda de probabilidades de éxito (por ejemplo, pacientes con una enfermedad que se han curado con un nuevo fármaco).

Ejemplo de marco metodológico

El siguiente es un ejemplo de marco metodológico de una investigación ficticia titulada “Análisis de la frecuencia de consumo de jabones en las poblaciones amazónicas: una aproximación cualitativa”.

Marco metodológico

Una aproximación cualitativa al consumo de jabones en la región amazónica requiere, necesariamente, de un enfoque metodológico comparativo y de campo. Esto se debe a que los hábitos de consumo de una región solo pueden comprenderse en cotejo con los de otra, que en este caso serán los de las regiones urbanas más próximas. Dicho cotejo se realizará a través de los resultados obtenidos mediante encuestas de consumo, diseñadas a partir de los modelos publicados por el Ministerio de Comercio del Brasil (1994, véase anexo 19).

Estas encuestas se aplicarán a una muestra representativa de 1500 personas, de acuerdo a los estándares regionales en la materia (Mercosur, 2005). Constarán de seis preguntas jerárquicamente organizadas para identificar la preferencia del encuestado en los siguientes asuntos:

  • Consumo mensual de jabones
  • Marcas preferidas de jabones y motivos
  • Marcas mayormente consumidas de jabones y motivos

La consulta será anónima y se evaluará de acuerdo a un puntaje estandarizado. Las respuestas que obtengan el mayor porcentaje de coincidencia serán luego cotejadas con las obtenidas por la consultora Jabonac C. A. (2001) en las principales ciudades capitales de la región. Las coincidencias y divergencias se expresarán en porcentajes y se plasmarán en diferentes gráficas y tablas (ver anexos 20 y 21) para su mejor expresión y comprensión.

Posteriormente, se procederá a la obtención de las conclusiones pertinentes.

Sigue con: Métodos de investigación

Referencias

  • Walker, Melissa. Cómo escribir trabajos de investigación. Barcelona: Gedisa, 2000.
  • “¿Cómo escribir el marco metodológico en una investigación cualitativa?” en la Universidad de Chile.

¿Cómo citar?

"Marco metodológico". Autor: Equipo editorial, Etecé. De: Argentina. Para: Concepto.de. Disponible en: https://concepto.de/marco-metodologico/. Última edición: 6 de marzo de 2023. Consultado: 24 de febrero de 2024

Sobre el autor

Última edición: 6 marzo, 2023

¿Te fue útil esta información?

No

    ¡Genial! Gracias por visitarnos :)