Aspectos formales de la escritura

Te explicamos qué son los aspectos formales de la escritura, y cuál es la función de la presentación, la ortografía, los signos de puntuación y más.

aspectos formales de la escritura
Los aspectos formales de la escritura inciden de manera importante en el lector.

¿Qué son los aspectos formales de la escritura?

Se conoce como aspectos formales de la escritura al conjunto de consideraciones de presentación, organización y apariencia que acompañan al texto y que no tienen que ver con su contenido. Sin embargo, estos aspectos formales inciden de manera importante en el lector y pueden resultar fundamentales para captar (o rechazar) su atención, ya que tienen que ver con la manera —la forma— en que se le presenta el contenido del texto.

Los aspectos formales de la escritura son muy diversos y tienen que ver, fundamentalmente, con la presentación del texto, la ortografía y la redacción, y el correcto uso de los signos de puntuación. El total de estos elementos garantizan, independientemente de lo que diga el texto, que el lector podrá ubicarse rápida y fácilmente en su lectura.

Puede servirte: Estructura de un texto

La presentación del texto

La presentación del texto implica tanto el cuidado estético de la disposición de la página como los elementos que contiene y su organización. La razón es muy simple: mientras más caótica y desorganizada se vea la página, menos atractiva será para el lector. Esto incluye elementos como:

  • La utilización de un papel adecuado, una sola tipografía y un sistema formal unificado a lo largo de todo el texto (los títulos en negritas o subrayados, por ejemplo, o las notas al pie o al final del documento).
  • El respeto por los márgenes apropiados de la página y el uso de las sangrías necesarias para que la disposición del texto sea regular y uniforme.
  • La numeración de las páginas y una clara división del texto en sus respectivos segmentos, como introducción, desarrollo o bibliografía.
  • En caso de documentos manuscritos, el cuidado de la caligrafía.

Las reglas de ortografía

La ortografía se entiende como la corrección formal de la escritura del texto, es decir, el cumplimiento de las normas básicas de redacción. Estas normas establecidas en el idioma nos permiten manejarlo de una manera más o menos regular y similar, para que podamos entendernos a pesar de que hablamos un mismo idioma de maneras muy distintas.

Prestar atención a la ortografía incluye no solo saber cómo se escriben correctamente las palabras, sino también cuándo llevan tilde y cuándo no, y cuándo se usan las mayúsculas. La correcta ortografía garantiza que en el texto exista la menor cantidad de ambigüedad posible, para que el mensaje se pueda transmitir de forma clara. El cometido es facilitar la comunicación.

En general, se debe prestar atención a:

  • La correcta grafía de las palabras, especialmente en los casos en que existe ambigüedad fonética. Es conveniente utilizar un diccionario de la lengua para ello.
  • La utilización de las mayúsculas luego de cada punto y aparte o punto y seguido, en las siglas (o la letra inicial de los acrónimos) o en los nombres propios (de personas, de países, de accidentes geográficos, entre otros).
  • La acentuación de acuerdo a las reglas del español.

Más en: Ortografía

El uso de los signos de puntuación

Los signos de puntuación son los elementos de acompañamiento de las palabras, que marcan el ritmo, la entonación y el orden sintáctico del texto. Esto es clave para que un texto se pueda entender, ya que una mala puntuación interrumpe el flujo de las oraciones (o unifica las que deben ir por separado) y además distrae al lector, deteriorando la calidad de la lectura.

Los signos de puntuación en español son:

  • El punto (.). Marca el final de una oración y el inicio de otra (punto y seguido), el final de un párrafo y el inicio de otro (punto y aparte) o el final del texto completo (punto y final). El punto representa una pausa larga en el texto y le da al lector la oportunidad de tomar aire o de interrumpir la lectura sin perder el hilo del discurso.
  • La coma (,). Marca la cadencia de las oraciones, juntando unas con otras a través de una pausa breve, más corta que la propuesta por el punto. La coma marca el estilo del texto y puede producir incisos o aclaratorias, cuando separa una oración subordinada dentro de la principal. Es importante no poner jamás una coma separando el sujeto y el predicado de la oración, y utilizarla para separar los términos de las enumeraciones.
  • El punto y coma (;). Introduce una pausa mediana y permite el cambio de sujeto oracional o el cambio de perspectivas en lo dicho. Es una especie de opción intermedia entre el punto y seguido y la coma que, además, se utiliza para separar los términos de una enumeración cuando dichos términos tienen comas.
  • Dos puntos (:). Permiten introducir elementos en el texto que requieren una atención especial, como citas, ejemplos o enumeraciones anunciadas por un verbo. Deben ir sin separación respecto de la cadena oracional, y no requieren del uso de mayúsculas inmediatamente después.
  • Los signos de exclamación (¡?). Transmiten la entonación de la oración, ya sea interrogativa (¿?) o exclamativa (¡!), para indicarle al lector cuándo inicia y termina una pregunta o una exclamación. Se usan siempre en pares (el que abre y el que cierra) y no requieren del uso de un punto luego de cerrar (ya lo incluyen).
  • Paréntesis (). Introducen aclaraciones en el texto, es decir, información suplementaria que no interrumpe el flujo de la oración. Por eso, lo que está entre paréntesis (siempre deben iniciar y cerrar) se considera como un añadido opcional.

Más en: Signos de puntuación

La redacción y el estilo

aspectos formales de la escritura estilo
Una buena redacción hace fácil y placentera la lectura.

La redacción es la forma en la que se combinan y organizan las ideas dentro del texto. Una buena redacción no solo hace fácil la lectura, al plantear la información de un modo simple y comprensible, sino que también permite alcanzar la originalidad y la belleza en el modo en que se dicen las cosas, algo muy importante para quienes escriben obras literarias. A esto último, es decir, a la manera personal e individual de construir los textos, se lo llama “estilo”.

Para tener una buena redacción, hace falta fijarse no solo en qué se dice, sino en cómo se está diciendo, y tratar de construir textos que tengan cohesión (o sea, que las ideas similares estén juntas y no dispersas en el texto) y coherencia (o sea, que las ideas sean comprensibles, que el lector entienda cuál es el punto de lo que se dice).

La mejor forma de atender la redacción en la escritura es la relectura del texto (especialmente en voz alta), y la revisión de las partes que generan dudas, para tratar de corregirlas. Una mala redacción puede impedir al lector la plena comprensión del texto.

Más en: Redacción

Referencias

¿Cómo citar?

"Aspectos formales de la escritura". Autor: Equipo editorial, Etecé. De: Argentina. Para: Concepto.de. Disponible en: https://concepto.de/aspectos-formales-de-la-escritura/. Última edición: 2 de febrero de 2022. Consultado: 19 de mayo de 2022

Sobre el autor

Última edición: 2 febrero, 2022

¿Te fue útil esta información?

No

    ¡Genial! Gracias por visitarnos :)