Inicio >Sociedad> Responsabilidad social

Concepto de Responsabilidad social


El concepto de responsabilidad social no es difícil de definir pero sí de delimitar. Podemos entender a la responsabilidad social como aquel compromiso entre los miembros de la sociedad, entre sí o con la sociedad toda. Puede aparecer bajo la forma de una responsabilidad, de una carga o incluso de un castigo. Si bien en primer medida aparece como una cuestión ética, rara vez no se encuentra enmarcada en un contexto legal.

Es uno de los pilares de la formación cívica, garantizando una convivencia óptima entre los individuos. Esto no sólo se limita a personas físicas, sino que incluye personas jurídicas tales como instituciones o empresas. En el caso de las empresas, se trata de lo que se conoce como responsabilidad social corporativa.

Responsabilidad social

(Responsabilidad social)

¿Qué produce la responsabilidad social?

La responsabilidad social puede obligarnos a actuar, siendo de carácter proactivo. En estos casos podemos decir que la  responsabilidad social es positiva. Por ejemplo, si vemos una mujer de avanzada edad cruzando la calle, nos vemos obligados a actuar, a ayudarla a cruzar. Como podemos observar, la responsabilidad social no necesariamente implica una sanción punitiva directa, de hecho podemos mirar hacia otro lado y no ayudar a la mujer a cruzar.

Sin embargo, es en el ámbito moral donde sentimos el deber, es ante nuestra conciencia que debemos justificarnos. No toda acción de tinte moral implica una sanción legal o punitiva, pero sí toda acción legal conlleva una valorización. Por otra parte, la responsabilidad social puede ser negativa si implica abstenerse de actuar. Por ejemplo, no utilizar mano de obra infantil es una responsabilidad social de carácter negativo.

Historia de la responsabilidad social

El concepto de responsabilidad social aparece en casi todas las civilizaciones, de las griegas en adelante, ya sea de manera explícita o implícita. Los romanos fueron una de las civilizaciones que más impactaron sobre el concepto de responsabilidad social, introduciendo gran parte de los preceptos legislativos que hoy usamos, sin contar sus aportes al desarrollo del concepto de ciudadano.



En la Edad Media, el concepto de responsabilidad social estaba asociado directamente a la autoridad religiosa. En este caso no se trataba de virtud cívica, sino de una obligación ante el rey y por lo tanto, una obligación ante Dios. La figura de dios en el medioevo adquiere una centralidad tal en esta época, que cualquier precepto de carácter moral o legal se encontraba ligado a la autoridad monárquica y religiosa.

Sin embargo, entrando en la modernidad, la idea de dios como autoridad absoluta y normativa entra en desuso, debido a los avances realizados en el campo de la física (los descubrimientos de Newton) y grandes revoluciones (la Revolución francesa, la Revolución industrial) forzaron a un replanteo de las responsabilidades sociales de individuos libres. Por esto, el concepto de responsabilidad social es tan importante, es una variante de la moral para garantizar la convivencia pacífica.

La Responsabilidad Social Corporativa

La responsabilidad social corporativa o empresarial es una variante de lo anteriormente dicho, pero aplicado a grupos empresariales, ya que éstos pueden generar efectos sobre la sociedad y el medio ambiente mucho mayores que un actor individual.

Uno de los puntos más importantes sobre la responsabilidad social empresarial hoy en día consiste en el compromiso por el cuidado del medio ambiente. Lo mismo sucede con el ámbito laboral, garantizando condiciones dignas para todos sus empleados. En este caso, la RSE no corresponde a un mero juicio de la moral, sino que se haya estrictamente legislado y establecido.


Conceptos Relacionados:

Derechos Reservados

© Se permite la total o parcial reproducción del contenido, siempre y cuando se reconozca y se enlace a este artículo como la fuente de información utilizada.