Concepto de
Lenguaje Figurado

Te explicamos qué es el lenguaje figurado o metafórico, en qué circunstancias se usa y diversos ejemplos cotidianos y en poesía.

lenguaje figurado estar en las nubes
“Estar en las nubes” es lenguaje figurado porque no se entiende en sentido literal.

¿Qué es el lenguaje figurado?

El lenguaje figurado o lenguaje metafórico es cierto uso creativo de las palabras, que las utiliza con un sentido diferente del literal (es decir, su sentido tradicional o lenguaje llano). Ese sentido es tomado de otra palabra o idea, y el interlocutor debe desentrañarlo para poder comprender.

Los distintos tipos de símil o metáfora, los juegos de palabras y el doble sentido son formas claras de lenguaje figurado, ya que las palabras no significan lo que aparentan, sino que tienen un sentido oculto o “secreto”.

Desde temprana edad, aprendemos que las palabras tienen siempre un significado asociado, pero que no siempre es uno solo: una palabra puede significar distintas cosas, dependiendo de su uso y su contexto.

Algo similar ocurre con el lenguaje figurado, que emplea las palabras con un sentido nuevo, más o menos lejano del ordinario, ya sea comparándolas con otras o asignándoles algún giro creativo.

Esto ocurre a menudo en textos literarios, en adivinanzas, en juegos de palabras, en canciones e incluso en el lenguaje cotidiano. Se utiliza especialmente en aquellos temas que se consideran tabú, o que no se ve bien hablar en público, o también en el argot o habla de un grupo social determinado.

Puede servirte: Recursos literarios

Ejemplos de lenguaje figurado

Para comprender el uso del lenguaje figurado, conviene echar un vistazo a distintos ejemplos, como:

  • Cuando decimos que “Ese muchacho está siempre en las nubes”, no estamos diciendo que literalmente vuele, o que viva en la atmósfera, sino que está siempre distraído.
  • Cuando llamamos a una persona “lince”, “burro” o “vampiro”, no estamos literalmente afirmando que sean o tengan forma de dichos animales, sino que les estamos atribuyendo características (reales o imaginarias) asignadas a dichos animales en nuestra cultura: ser muy astuto, ser muy tonto o beneficiarse del perjuicio de los demás, respectivamente.
  • Cuando afirmamos que tenemos tanta hambre “que nos comeríamos un caballo”, estamos describiendo por exageración las dimensiones de nuestra hambre, pues el caballo es un animal grande y queremos transmitir la sensación que tenemos mediante lenguaje figurado.
  • Cuando decimos que un jugador de fútbol es “cojo”, en muchos casos no sólo no estamos diciendo que le falta una pierna, sino que tampoco afirmamos que juegue tan mal que pareciera que le faltara una pierna, sino todo lo contrario: se trata de un giro irónico para decir que juega muy bien, o corre mucho, expresando así lo contrario de lo que acabamos de decir.

Como se verá, muchos de los usos figurados del lenguaje dependen de un contexto, ya sea situacional (dónde, cuándo y con quién estamos) o cultural (qué significa eso en nuestra cultura, qué usos locales son aceptados, qué variante de español hablamos).

En algunos casos un receptor que no posea el entrenamiento suficiente o ignore totalmente el contexto, podrá pensar que hablamos literalmente, y confundirse.

Poemas con lenguaje figurado

lenguaje figurado poema
El lenguaje figurado otorga a los objetos características imposibles en sentido literal.

El sentido figurado es muy común en el ámbito literario, en el que la lengua está llevada a su punto máximo para que diga mucho más de lo que aparentemente dice. Así, pues, en los siguientes versos:

“El nombre de una mujer me delata
Me duele una mujer en todo el cuerpo”

(Poema “El amenazado” de Jorge Luis Borges)

El sentido figurado es claro: el nombre de esa mujer “delata” al poeta porque al hablar de ella se hacen evidentes sus sentimientos por ella, así como no le “duele una mujer en todo el cuerpo” literalmente, sino que es su forma de expresar el dolor casi físico que le ocasiona la ausencia de ella.

“Era mi corazón un ala viva y turbia…
un ala pavorosa llena de luz y anhelo”

(Poema “Era mi corazón un ala viva y turbia” de Pablo Neruda)

El sentido figurado está en lo que dice que era su corazón: un ala, en primer lugar, queriendo decir quizá que es volátil, que no se está quieto y en cualquier momento se va. Pero además es un ala “viva y turbia”, “llena de luz y anhelo”, lo cual no es obviamente, un sentido literal, sino una forma de expresar el modo en que el poeta concibe su propio corazón.

“A veces la madera
de mi mesa
tiene un crujido oscuro
un desgarrón
difuso de tormenta”

(Poema “La mesa” de Fabio Morábito).

El sentido figurado de estos versos no es tan simple de interpretar, pero está a la vista: la mesa del poeta “tiene” un “crujido oscuro”, algo que no es posible decir literalmente, ya que los sonidos no se tiñen.

Pero luego añade que ese sonido es un “desgarrón”, como si la madera pudiera desgarrarse como la tela, y que es “difuso de tormenta”, quizás queriendo decir que es un sonido como el de una tormenta que se avecina. En todo caso, el poeta atribuye a su mesa conceptos literalmente imposibles.

Sigue con: Figuras retóricas

Referencias:

  • “Lenguaje figurado” en Wikipedia.
  • “Palabras con sentido literal y figurado” (video) en AulaFácil.
  • “Lenguaje figurado” en Recursos TIC (España).

Última edición: 18 de septiembre de 2020. Cómo citar: "Lenguaje Figurado". Autor: María Estela Raffino. De: Argentina. Para: Concepto.de. Disponible en: https://concepto.de/lenguaje-figurado/. Consultado: 27 de octubre de 2020.