Debate

Te explicamos qué es un debate, qué tipos existen, sus objetivos, estructura y otras características. Además, las reglas que los rigen.

debate
En un debate se utiliza la palabra para convencer al otro, en lugar de la violencia.

¿Qué es un debate?

Un debate es un contraste organizado de ideas y puntos de vista entre dos o más personas, al término del cual deberán alcanzar alguna especie de acuerdo o punto intermedio, gracias a la exposición organizada y pacífica de sus argumentos. Los debates son generalmente orales, aunque pueden darse también por escrito a través de plataformas de comunicación apropiadas para ello, siempre y cuando conformen una conversación estructurada.

A lo largo de la historia de la humanidad, los debates han sido la forma predilecta de intercambio de puntos de vista en ámbitos formales, académicos o políticos.

En ellos la gente acude a la palabra para exponer sus opiniones, objeciones o puntos de vista, con la esperanza de convencer a los demás, en lugar de a a la violencia para imponerse sobre ellos. De hecho, para garantizar que el debate sea organizado, suele haber un moderador que asigna turnos y vela por el mutuo entendimiento.

Muchos pensadores han estudiado el debate y han propuesto modelos de intercambio, desde los antiguos filósofos y oradores políticos de la antigüedad grecorromana, hasta otros modernos como Karl Popper, o políticos como los estadounidenses Abraham Lincoln y Stephen A. Douglas. Así, por ejemplo, en el seno de las Asambleas Legislativas contemporáneas se emplea el debate para aprobar o derogar leyes y tomar decisiones.

También es común que el debate forme parte de las técnicas y métodos de enseñanza en la escuela y otras instituciones académicas. Ello se debe a que combina el estudio profundo de la materia sobre la cual se argumentará, con las capacidades de oratoria para exponer de manera convincente los propios argumentos.

Ver también: Argumentación

Características de los debates

Los debates se caracterizan por lo siguiente:

  • Consiste en un intercambio organizado y argumentado de ideas y/o puntos de vista.
  • Puede darse entre dos o más personas, de manera oral o, en ocasiones, escrita.
  • Cuenta con un moderador para distribuir el tiempo de habla de manera equitativa y asignar los turnos, manteniendo el orden en el debate.
  • La confrontación argumental se da en base a una serie previamente acordada de reglas o normas de debate.
  • Suele haber un público presenciando el debate. Dependiendo de quién haya sido más elocuente en sus argumentos, el público puede elegir un “ganador”.
  • El cometido del debate es llegar a algún tipo de conclusión a partir de las ideas expuestas.

Tipos de debate

debate educacion
Los debates informales no suelen estar acordados de antemano.

Puede haber muchos tipos y estilos distintos de debate, atendiendo al conjunto de reglas o normas que se acuerden de antemano. Sin embargo, dependiendo de si existe un conjunto oficial de reglas para debatir o si éstas se fijan de manera espontánea e improvisada, podemos distinguir entre los debates formales y los debates informales, respectivamente.

  • Debates formales: cuentan con reglas claras y preestablecidas, y un moderador que vela por el cumplimiento de las mismas. En ellos las formas deben cuidarse y generalmente el tema a discutir está muy bien acotado.
  • Debates informales: caracterizados por la libertad argumentativa, no suelen estar acordados de antemano, ni contar con reglas formalmente establecidas. Tampoco suelen tener un moderador.

Estructura del debate

La estructura que rige a los debates normalmente está acordada de antemano, y forma parte de las normas o reglas de debate, conocidas por quienes participarán en él. Sin embargo, a grandes rasgos todo debate formal consta de cuatro fases:

  • Apertura. A cargo del moderador, la apertura consiste en una introducción al tema del debate, haciendo énfasis en su vigencia, importancia o actualidad, y también las dos posturas que se enfrentarán en el debate. Luego hace lo mismo con quienes debatirán, explicando su nivel de experticia en el asunto y su recorrido profesional o académico.
  • Cuerpo del debate. En este apartado el protagonismo corresponde a quienes debaten, quienes dispondrán generalmente de dos bloques de tiempo de igual extensión, para primero exponer un punto de vista, luego el otro, y finalmente argumentar a favor o en contra. La interacción entre los debatidores debe ser mediada por el moderador cuando haga falta.
  • Preguntas y respuestas. Una vez expuesto el grueso del debate, normalmente el moderador formula algunas preguntas de interés general, de modo que los dos debatidores puedan responderlas a su manera. Finalmente, el moderador podrá abrir la participación del público para que haga, a su vez, las preguntas que considere pertinentes.
  • Conclusión. En este último apartado se hará un breve resumen de lo expuesto, y se anunciará, en caso de haberlo, el ganador del debate, o la conclusión alcanzada en conjunto por los debatidores. Se trata del cierre del debate.

Objetivos de un debate

Todo debate tiene el cometido fundamental de contrastar los puntos de vista disponibles en una materia, a través de dos o más expositores, de manera seria, argumentada y frontal, de modo tal que quienes asistan al debate puedan recibir información pertinente y puedan hacerse una opinión propia.

Esto significa que el cometido del debate no es realmente ganar, pues no se trata de un concurso, si bien cada debatidor se esforzará por convencer lo más posible a los demás de su punto de vista, como es normal.

Reglas de un debate

Las reglas de un debate pueden ser muy diversas, pero en general suelen parecerse a lo siguiente:

  • El moderador cuenta con la autoridad a lo largo del debate, y debe usarla para establecer las condiciones más justas, equitativas y respetuosas posibles para el despliegue de las ideas.
  • El debate debe ocurrir de manera organizada, pacífica y respetuosa, sin argumentos ad hominem, ni ejercicios de violencia física o psicológica.
  • Los debatidores deben circunscribirse al tema del debate, y no abandonarlo a favor de otros que les sean más afines o convenientes.
  • La interrupción del otro debe evitarse, si bien es posible contar con derecho a réplica y, en ciertos casos, con la autorización de relevo del moderador.
  • Las intervenciones deben ser lo más breves y concretas posible, para no acaparar el tiempo e impedir al otro expresarse.

Sigue con: Seminario

Referencias

¿Cómo citar?

"Debate". Autor: Equipo editorial, Etecé. De: Argentina. Para: Concepto.de. Disponible en: https://concepto.de/debate/. Última edición: 5 de agosto de 2021. Consultado: 14 de octubre de 2021

Sobre el autor

Última edición: 5 agosto, 2021

¿Te fue útil esta información?

No

    ¡Genial! Gracias por visitarnos :)