Curiosidad

Te explicamos qué es la curiosidad, por qué es una ventaja y en qué etapa de la vida se desarrolla. Además, cuáles son los tipos de curiosidad.

curiosidad
La curiosidad es un comportamiento instintivo que permite la exploración del entorno.

¿Qué es la curiosidad?

La curiosidad es un sentimiento inquisitivo o una inclinación por el saber, es decir, un deseo genuino de averiguar algo o de descifrar aquello que a simple vista no resulta evidente. La curiosidad es un comportamiento instintivo, natural, que el ser humano comparte con muchos animales, siendo el gato quien la encarna culturalmente (de allí el proverbio de “la curiosidad mató al gato”).

Los seres vivos interactúan de distintos modos con su entorno, siempre a partir de la información que recopilan de este mediante los sentidos. Es por ello que el aprendizaje y la investigación son conductas a menudo recompensadas naturalmente en diferentes especies, ya que el individuo que más información maneja de su entorno, mejor puede adaptarse a él y mayores peligros puede prever. Así, la curiosidad confiere a los individuos una ventaja en cuestiones de supervivencia.

En el caso de los seres humanos, la curiosidad es típica de las etapas infantiles y juveniles, y da paso, en el caso de los adultos, al deseo de conocer o a la pasión por conocer, la cual se encuentra detrás de muchos exploradores, investigadores e innovadores en distintas áreas. De hecho, el cerebro humano está configurado de un modo tal que ante situaciones de curiosidad se genera una expectativa de recompensa, que posteriormente activa los neurotransmisores de la dopamina, serotonina y algunos opioides.

La palabra “curiosidad” proviene del latín curiositas, derivado del vocablo cura, traducible como “esmero” o “cuidado”. Al añadirse a este último término el sufijo latino de cuantía -osus, tenemos que “curioso” sería “quien tiene minuciosidad o cuidado en demasía”, o sea, quien tiene muchos deseos de averiguar algo, de tomar precauciones y de estar al tanto de lo que ocurre.

Ver además: Investigar

Tipos de curiosidad

La psicología distingue dos tipos de curiosidad:

  • Curiosidad abstracta. Aquella que combinada con el pensamiento abstracto tiende a la exploración mental de las ideas, como la fantasía, la elucubración y la teorización, y que por lo tanto es abstracta pero consciente. Un ejemplo de esto es la curiosidad que sienten los científicos ante un evento natural que les intriga o que reta lo que hasta entonces han dado por entendido.
  • Curiosidad mórbida. Aquella que desencadenan los eventos que causan una impresión (a menudo macabra) en el individuo, como pueden ser escenas violentas, accidentes, muertes y otros eventos que a la vez resultan incómodos o dolorosos. Este tipo de curiosidad es de tipo instintivo, no consciente, y se manifiesta de manera catártica, generando el “efecto mirón”. Por ejemplo, ante un accidente vial en una autopista, todos los conductores que pasan tienden a aminorar la marcha para poder mirar lo ocurrido.

Sigue con: Conocimiento empírico

Referencias

¿Cómo citar?

"Curiosidad". Autor: Equipo editorial, Etecé. De: Argentina. Para: Concepto.de. Disponible en: https://concepto.de/curiosidad/. Última edición: 12 de agosto de 2022. Consultado: 29 de noviembre de 2022

Sobre el autor

Última edición: 12 agosto, 2022

¿Te fue útil esta información?

No

    ¡Genial! Gracias por visitarnos :)