Concepto de
Cultura Griega

Te explicamos todo sobre la cultura griega. Sus mayores aportes, historia y ubicación geográfica. Además, su relación con la cultura romana.

cultura griega acropolis
La influencia de la cultura griega en el mundo occidental prevalece hasta la actualidad.
  1. Cultura griega

La cultura de la Antigua Grecia, también conocida como la Grecia Antigua o la Grecia Clásica, es la llamada cuna de la Civilización Occidental: fue una de las culturas de mayor influencia e importancia en la antigüedad mediterránea. Su centro se hallaba la antigua ciudad-Estado de Atenas.

Gran parte de esta cultura sobrevive hoy en día. De hecho, ha influido fuertemente numerosos aspectos de la cultura occidental: el imaginario, la política, la lengua, las artes, la filosofía, las ciencias y los sistemas educativos.

Su importancia actual se debe no sólo a la riqueza de pensamiento y a la naturaleza expansionista de los griegos, sino también a su posterior conquista y asimilación por el Imperio Romano en el siglo II a. C.

Cualquiera que haya tenido un acercamiento a la vasta mitología griega o a los pensadores fundamentales que legaron a la humanidad, como Sócrates, Platón y Aristóteles, entre muchísimos más, puede hacerse una idea de la importancia de esta civilización antigua.

Esta cultura estuvo prácticamente prohibida y silenciada durante los 1500 años de medioevo cristiano, tildada de pagana. Sin embargo, mucho de ella sobrevivió en el Imperio Bizantino (o Imperio Romano de Oriente), hasta su caída frente a los Otomanos. De hecho, su reaparición en Occidente ocurrió durante el Renacimiento europeo de los siglos XV y XVI.

Otras culturas:

  1. Historia de la Cultura Griega

Antes del inicio de la cultura griega, existía la civilización micénica surgida al sur de los Balcanes al término de la Edad de Bronce (siglo XVI a. C.). Esta importante civilización cayó alrededor del siglo XII a. C., dando paso a las Edades Oscuras que antecedieron a la Invasión dórica.

La llamada Grecia Helénica comenzó en el siglo VIII a. C., como consecuencia de esa invasión, siendo heredera en gran medida del imaginario, religión e idioma micénicos. El evento que marca su inicio formal es la celebración de los primeros Juegos Olímpicos en el año 776 a. C.

La historia de la Antigua Grecia se suele dividir en los siguientes períodos:

  • Época arcaica (750-500 a. C.), caracterizada por sus esculturas dotadas de la “sonrisa arcaica” típica, se extiende desde el fin de la Edad Oscura hasta la derrota del último tirano de Atenas: Hipias, hijo de Pisístrato, y la instauración de la democracia ateniense en el año 510 a. C.
  • Período clásico (500-323 a. C.), en el que la cultura griega florece y alcanza sus formas ideales, con la construcción de sus grandes templos, la redacción de sus grandes obras literarias, etc.
  • Período helenístico (323-146 a. C.), en el que la cultura griega se expande por el Mediterráneo, África y Asia, de la mano de Alejandro Magno (356-323 a. C.). Culmina con la derrota de Grecia frente a las tropas romanas, debilitada como estaba por sus conflictos intestinos.
  • Grecia romana (146 a. C.-330 d. C.), en que Grecia fue parte de los dominios del Imperio Romano, hasta que fue refundada la ciudad de Bizancio, capital de la provincia griega de Tracia, como capital del Imperio Romano por parte del emperador Constantino I y bautizada como Nueva Roma o Constantinopla.
  • Antigüedad Tardía (330-529 d. C.), en la que la riqueza de la cultura griega es silenciada por el edicto de 529 del emperador Justiniano I, donde se prohibía cualquier religión distinta al cristianismo y se cerraba la Academia de Atenas, fundada por Platón en el año 387 a. C.

La historia griega propiamente dicha concluye con la invasión romana de 146 a. C., luego de la Batalla de Corinto.

  1. Ubicación de la cultura griega

cultura griega imperio alejandro magno
La cultura griega nació en el Mediterráneo y se extendió con el Imperio Macedonio.

La cultura de la Antigua Grecia surgió al sur de los Balcanes, en el este Mediterráneo. En sus momentos de mayor apogeo se arraigó en toda la península griega, entre el mar Jónico y el mar Egeo, expandiéndose hacia el norte y hacia las costas de la actual Macedonia y Bulgaria, así como las costas opuestas de la actual Turquía, y el sur y este de Italia.

La civilización griega fundó también poblaciones a lo largo de la costa mediterránea europea, en territorio actual de España y Francia, así como en la costa del actual Egipto.

Durante el período helenístico, bajo el liderazgo del conquistador Alejandro Magno, Grecia (en realidad llamada el Imperio Macedonio) se anexionó los territorios de las actuales Turquía, Egipto, parte de Libia, Siria, Jordania, Palestina, Israel, Armenia y la antigua Mesopotamia.

En el momento de mayor expansión del imperio, cubrió el antiguo Imperio Persa en los territorios actuales de Irak, Irán, Kuwait, Afganistán, Pakistán y parte de Uzbekistán y Turkmenistán.

  1. Características de la cultura griega

La cultura griega antigua era una cultura eminentemente marítima, dado su emplazamiento en el corazón del Mediterráneo, de fuerte talante comercial y expansivo. Se organizaba político-socialmente en ciudades-estado, llamadas polis, las principales de las cuales fueron Atenas, Esparta, Corinto y Tebas.

Su territorio podía clasificarse en la Grecia continental, la Grecia insular y la Grecia asiática. En todas sus ciudades se hablaba el griego y cultivó ampliamente la filosofía, las artes, la política y la guerra. A pesar de la evidente fragmentariedad política de su civilización, los griegos tenían consciencia de ser un pueblo único y singular.

Tenían una religión politeísta, de imaginario vasto y complejo, que rendía culto a numerosas deidades mayores y menores, reunidas en el panteón Olímpico. Eran lideradas por Zeus, dios padre y de los cielos, junto a sus hermanos Poseidón, dios de los mares, y Hades, dios del Inframundo.

En sus ciudades se practicó la esclavitud, a pesar de ser los inventores de la democracia y de que el nacimiento en familias de abolengo no representaba realmente ningún beneficio particular en la polis. Los esclavos solían ser cautivos vencidos durante la guerra, o ciudadanos que infringían las leyes y eran apresados.

A diferencia de otros sistemas esclavistas, los esclavos no eran tratados de manera infrahumana, sino que formaban un estamento inferior en la sociedad griega. Estaban al servicio de sus amos pero obtenían un pago por su trabajo (dádivas) y pudiendo formar una familia en relativa libertad.

También eran frecuentes los esclavos del Estado, convertidos en servidores públicos o en cuidadores de templos. Los esclavos liberados por sus amos no se convertían en ciudadanos, sino que formaban junto a los extranjeros parte de los metecos: residentes libres sin derecho a participación política.

  1. Aportes de la cultura griega

cultura griega teatro arte
Muchas obras teatrales aún hoy vigentes provienen de la cultura griega.

Los aportes de la Antigua Grecia no son nada desdeñables, y abarcan un enorme conjunto de áreas. Enumeraremos algunos de los más relevantes a continuación:

  • La invención de la democracia directa, específicamente en Atenas, si bien era una democracia para varones atenienses mayores de edad (excluyendo mujeres, esclavos y metecos).
  • Creación de las Olimpíadas (y celebración continua durante siglos) las festividades deportivas en honor a los dioses del Olimpo que acarreaban una “paz olímpica” entre todas las ciudades griegas.
  • La invención formal de la filosofía, vocablo acuñado por Pitágoras en el siglo VI a. C., y su práctica por parte de pensadores fundamentales para Occidente como Sócrates, Platón, Aristóteles o Demócrito. Muchos de ellos incursionaron en lo que hoy en día llamamos ciencias o matemáticas, legando también importantes conceptos como la Teoría atómica (Demócrito), diversos teoremas matemáticos (Tales de Mileto, Pitágoras, etc.), medicina (Hipócrates), la teoría de los cuatro humores (Empédocles), y un enorme etcétera.
  • Variadas y valiosas tradiciones artísticas, de las cuales destaca sobre todo la literatura, cargada del contenido mitológico que su religión y que cultivaron en verso, ocupando un lugar destacado Homero (cultor de la épica: la Ilíada y la Odisea), Esopo (autor de numerosas fábulas), Aristófanes (autor de comedias) o los grandes dramaturgos griegos: Sófocles, Esquilo y Eurípides. También destacan Herodoto (geógrafo e historiador) y Hesíodo (poeta y filósofo).
  • La vasta e importante mitología griega, en donde se reúnen los relatos fundacionales del mundo y de los dioses (cosmogonía y teogonía), los mitos sobre el ascenso de los Olímpicos al poder derrotando a sus predecesores titánicos, los mitos heroicos y un enorme conjunto de símbolos, relatos y personajes.
  1. Cultura griega y romana

La cultura griega y la romana terminaron siendo muy semejantes y casi indisolubles. Cuando los romanos conquistaron a los griegos, fascinados por la robusta cultura que hallaron, pasaron a asimilarla como propia.

Sólo se limitaron a cambiar los nombres de todo al latín, pero respetando un enorme porcentaje del contenido original de la cultura helénica. Así nació la cultura greco-romana o grecorromana, en la que Zeus pasó a llamarse Júpiter, Afrodita pasó a Venus, Ares pasó a Marte, etc.

Referencias:

Última edición: 7 de septiembre de 2019. Cómo citar: "Cultura Griega". Autor: María Estela Raffino. De: Argentina. Para: Concepto.de. Disponible en: https://concepto.de/cultura-griega/. Consultado: 16 de octubre de 2019.