Inicio >Ser humano> Flexibilidad

Concepto de Flexibilidad


El concepto de flexibilidad, según científicos y especialistas, es de vital importancia para el entrenamiento deportivo, ya que es un factor determinante para el desarrollo de capacidades que también se involucren en el entrenamiento.

¿Qué significa?

La flexibilidad, si bien para muchos especialistas no es una cualidad física del cuerpo, se define como la capacidad que tiene una articulación para el movimiento de una extremidad en su máxima extensión. La flexibilidad posee una característica involutiva, debido a que decrece con el correr del tiempo. Además, es correcto decir que es una capacidad que posibilita tener un movimiento determinado, pero no generar el mismo.

Flexibilidad

(Flexibilidad corporal.)

Existen métodos que permiten a un individuo desarrollar la flexibilidad en menor o mayor porcentaje, ellos son:

  • Método estático pasivo: este método es el más practicado y recomendado por especialistas en musculación y deportes. El mismo brinda una práctica totalmente simple y sencilla, proponiendo el riesgo más bajo frente a posibles lesiones. Se basa en estar colocado en una posición determinada, intentando mantenerse firme y sin movimiento alguno a través de la ayuda de una extremidad propia, una máquina u otra persona.
  • Método estático activo: esté método, si bien ofrece resultados positivos en una escala de tiempo inferior al método anterior, exige un nivel de esfuerzo, concentración y práctica mayor para el individuo; a la vez que los riesgos frente a una lesión se incrementan en proporción elevada. Este método se logra a través del estiramiento máximo de un músculo y consecuentemente el individuo deberá recuperar la posición inicial mediante una contracción isométrica de corta duración, a la vez que la fuerza puesta debe mantenerse, ya sea por el mismo individuo o por otro sujeto, con el fin de encontrar un nuevo estiramiento máximo muscular.
  • Método de facilitación neuromuscular propioceptiva (FNP): este método proporciona la eficacia más positiva para lograr flexibilidad en relación al tiempo utilizado, pero es aquel que exige una concentración y dificultad máxima para lograrlo, a tal punto que se necesitará de un profesional que lo acompañe. Este método se logra utilizando como base el método estático activo, solo que una vez lograda la contracción isométrica, el músculo estirado debe relajarse sin perder la posición actual, para luego volver a intentar una elongación máxima del músculo estirado. El tiempo estimado y recomendado para repetir este método se aproxima entre los 8 y 10 segundos de 3 a 5 veces.
  • Método balístico: los especialistas descartan totalmente la práctica de este método, ya que su eficacia es mínima en comparación a los anteriores, y la probabilidad frente a futuros riesgos es la más alta. Este método se logra con el estiramiento máximo de un músculo repetidas veces, en un lapso de tiempo corto. La realización del mismo tiene como fin estirar las partes menos flexibles de una articulación a través de la no adaptación del músculo frente al estado de elongación, debido a la rapidez con que se realiza. El riesgo reside en que el músculo, al exigirlo a un estado de elongación espontánea, responde reflejamente contrayéndose de manera involuntaria. Esto hace que la tensión en el músculo se incremente notablemente, desfavoreciendo a la flexibilidad.

Si bien la flexibilidad es una capacidad que en muchos deportes se requiere tener bien desarrollada, su mal entrenamiento puede producir consecuencias leves y graves. Una entrenamiento mal ejercido por un lapso de tiempo largo, puede provocar deformaciones en la postura del individuo como así también en músculos y articulaciones.


Conceptos Relacionados:

Derechos Reservados

© Se permite la total o parcial reproducción del contenido, siempre y cuando se reconozca y se enlace a este artículo como la fuente de información utilizada.