Inicio >Cultura> Carpe Diem

Concepto de Carpe Diem


A todos nos pesa el paso del tiempo y sentimos que la vida es muy corta y que la muerte se acerca inexorablemente. El hecho de ser consientes de nuestra propia finitud nos hace pensar en cuál es el sentido de la vida y qué podemos hacer para disfrutar al máximo del tiempo que tenemos. Quienes vivieron en la Edad Media, ya sabían de lo que se trataba esto, por eso es que consideraban el tópico del Carpe Diem como uno de los más importantes. Disfruta el día, ya que la vida corre y pronto habremos muerto.

Significado de carpe diem

La expresión carpe diem proviene del latín y fue escrita por primera vez por el poeta romano Horacio. Si traducimos esta locución de manera literal veremos que significa “cosecha el día” y tiene que ver con aprovechar la vida en el presente. Para el carpe diem es importante no perder ni un segundo de nuestras vidas y aprovechar al máximo nuestro tiempo.

Carpe Diem

(Disfruta el día.)

Esta significación tiene emparentada la idea de que no sabemos con exactitud qué sucederá mañana. El futuro es improbable e inexacto, por eso es que el presente debe ser disfrutado y aprovechado. La frase completa del poeta fue “carpe diem quam mínimum crédula postero” que, si la traducimos al español, sería algo así como aprovecha cada día, no te fíes del mañana”. Horacio considera que lo único preciso es la muerte, lo único de lo que estamos seguros. Por eso es preciso aprovechar la vida mientras dura.

El carpe diem como estilo de vida

En la actualidad se ha tomado este concepto como leit-motiv de la vida de muchas personas. Estas personas que toman el carpe diem como modo de vida consideran que hay que vivir cada día como si fuera el último día de nuestras vidas. El futuro puede traer una enfermedad, un accidente, y nunca sabemos con exactitud qué sucederá ya que eso es imposible. Los planes a largo plazo no sirven, ya que el tiempo corre y debemos vivir los momentos aquí y ahora.

Muchos consideran esta concepción de la vida errónea y poco responsable. Quienes afirman esto consideran que no pensar en el futuro no es correcto, ya que debemos pensar y considerar qué será de nosotros cuando seamos viejos, asegurarnos una vida tranquila y sin trabajo o responsabilidades.



Carpe diem es una invitación a que disfrutemos el presente, este momento, sin crearnos preocupaciones innecesarias sobre el futuro. Lo único que tenemos en concreto es el presente.

La película La sociedad de los poetas muertos (estrenada en 1989 y dirigida por Peter Weir) tomó este concepto en su historia. En ella un profesor de literatura insta a sus alumnos a seguir el mandato del carpe diem, cambiar su actitud frente a la vida basándose en este principio.

Carpe Diem como tópico literario

Esta frase ha tomado forma de tópico literario, es decir, de tema recurrente en la literatura universal de todos los tiempos. El carpe diem puede ser considerado como una exhortación a que nadie pierda el tiempo y por otro a disfrutar el tiempo presente y cada momento de nuestras vidas sin detenernos a pensar en el futuro, ya que es incierto.

El carpe diem tuvo mayor importancia en el Barroco y en el Romanticismo, aunque también tuvo su importancia durante el Renacimiento.

Es importante mencionar que el carpe diem está estrechamente relacionado con otro tópico latino, el memento mori, que nos dice, recuerda que vas a morir. Lo único que sabemos con exactitud es que vamos a morir y debemos vivir recordando esto, ya que si no, la vida se nos escapa de las manos, pasa el tiempo y no hemos disfrutado nada.


Conceptos Relacionados:

Derechos Reservados

© Se permite la total o parcial reproducción del contenido, siempre y cuando se reconozca y se enlace a este artículo como la fuente de información utilizada.