Concepto de variable

Derivado del latín, el término variable es, en primera medida, un adjetivo que hace referencia a las cosas que son susceptibles de ser modificadas, de cambiar en función de algún motivo determinado o indeterminado. De ese mismo modo, el término alude a las cosas de escasa estabilidad, que en poco tiempo pueden tener fuertes alteraciones o que nunca adquieren una constancia (muy frecuentemente sucede esto con el clima, o  el humor de alguna persona).

El concepto tiene mucho peso en las ciencias, ya que se la utiliza para hacer referencia a los objetos y a las características de ellos que se hacen presentes dentro de las hipótesis científicas que se están estudiando. Las variables pueden resultar de distinta índole, pudiendo ser conductuales, observables o no observables según su relación con el investigador. Sin embargo, la variación más importante se da respecto a su dependencia: en muchos casos el científico intenta deducir un supuesto vínculo entre una causa y un efecto: la causa es algo manipulable que se puede realizar de distintos modos, es una variable independiente. El efecto, que se produce a partir de lo ocurrido en la primera modificando sus condiciones en función de la variable independiente, es conocido como variable dependiente.

Dentro de esas ciencias, la matemática se destaca como ámbito del uso de las variables: están presentes en fórmulas, proposiciones y algoritmos. También se ve la idea de variables independientes y dependientes, destacándose las funciones matemáticas que permiten la conformación de gráficos de dos o más ejes: la relación entre esos dos ejes viene dada por una función en la que uno de los dos es variable en función del otro, que es invariable (Y es igual a la mitad de X, tiene a Y como variable dependiente y a X como independiente). En la estadística se utiliza también la variable en el sentido matemático, encarada desde la misma perspectiva: al ser medida en diferentes casos adopta distintos valores. Una clasificación interna divide a las variables estadísticas según expresen cantidades numéricas (variables cuantitativas o continuas) o expresen características, cualidades o modos de comportamiento (variables cualitativas o discretas).

Por otro lado, la programación informática toma el concepto de variable y lo utiliza para explicar los espacios de la memoria principal de la computadora, reservados para guardar valores que significan tipos de datos soportados por un lenguaje de programación particular. Son estructuras de datos que pueden cambiar de contenido en el transcurso del desarrollo de un programa. Las variables tienen formas de ser reconocidas del resto, etiquetándose de algún modo y a partir de entonces, haciendo referencia a ella cuando se nombra esa etiqueta. La organización de las variables es la base de la programación de computadoras, siendo la única forma de dar como resultado la acción que realmente desea el programador.

Derechos Reservados

© Se permite la total o parcial reproducción del contenido, siempre y cuando se reconozca y se enlace a este artículo como la fuente de información utilizada.


Artículos Relacionados: