Concepto de danza

Se cree que el concepto de danza proviene del francés antiguo dancier.  Se entiende por danza como un arte, donde se realiza una secuencia de movimientos corporales que acompañar de manera rítmica la música.  Asimismo, la danza es entendida como un medio de expresión y comunicación.

Se cree que la danza ha sido parte de las sociedades desde los inicios de las mismas. De esta manera podían ser transmitidos ideas y los sentimientos, tales como el miedo, la alegría, la ira, etc.  O incluso compartir momentos tales como nacimientos, muertes, etc.  Si bien en la actualidad los movimientos suelen ser acompañados de música, en la prehistoria se bailaba  al compás de los sonidos de la naturaleza, que más tardes serían acompañados por las palmas, el choque de los pies o de bastones, que luego se verían evolucionados en instrumentos musicales. Por último se incorporaría la voz. Estas danzas primitivas eran pasionales y por tanto totalmente espontáneas.

Existe una gran diversidad de tipos de danzas, dependiendo de la cultura, el momento histórico, religiones, influencias de otros pueblos, etc. A partir de allí pueden ser interpretadas y comprendidas muchas cuestiones relacionadas con las costumbres de un determinado pueblo.  La danza puede tener fines artísticos, religiosos o simplemente cumplen la función de entretener al público. Además existen danzas que pueden bailarse de manera individual, en pareja o en grupos. Muchas veces las vestimentas y accesorios también juegan un rol elemental a la hora de expresarse.

Algunos ejemplos de los géneros de la danza son el folklórico, donde la danza se relaciona con una determinada cultura popular. Algunos bailes particulares son la Cueca, la danza griega, la huella, el gato, la danza árabe, el tango, la danza de cintas, etc. Otros de los géneros reconocidos es el moderno. En este caso se hace referencia a los bailes creados en tiempos más bien cercanos y suelen ser bailados por los jóvenes. Algunos ejemplos son la salsa, el break dance, el rock, el jazz, etc.  Otro de los géneros más reconocidos es el clásico. En este caso los bailes son practicados hace muchos años y continúan siendo practicados en la actualidad. Estos se caracterizan por lo etéreo y armonioso de los  movimientos. Algunos exponentes de estas danzas son el Ballet, la danza contemporánea y la renacentista, entre otros.

A lo largo de la historia de la danza se ha perdido la espontaneidad que solía poseer. Incluso hoy en día resulta corriente el término de coreografía. En este caso se hace referencia a los movimientos predominados dentro del baile. Para ello se determina cuales son los movimientos específicos que deben ser realizados en cada momento.  Las coreografías son muy utilizadas en los espectáculos de danza con fines artísticos o de entretenimiento. Cuando se trata de bailarines profesionales suelen ser contratadas personas que tienen el fin específico de crear la coreografía, que reciben el nombre de coreógrafos.


Derechos Reservados

© Se permite la total o parcial reproducción del contenido, siempre y cuando se reconozca y se enlace a este artículo como la fuente de información utilizada.




Artículos Relacionados: